sábado, 20 de junio de 2009

El pasado toca la puerta

Cada cierto tiempo suele suceder, que el pasado llama a tu puerta. Regresa a recordarte de dónde vienes y lo que has pasado. Viene a advertirte que no debes olvidarlo para que no te pierdas los detalles de lo que te está pasando y sobre todo a cobrarte las cuentas que tienes pendientes.

The_Sands_of_Time_by_LuneBleu

Algunas veces se acerca con cuidado, armando una gran jugada final que deja huellas amargas. Otras veces llega improvisadamente y te deja el dulce sabor de la agradable sorpresa inesperada. Otras veces simplemente aparece sin motivos, sin razones, sin intereses, pero con ganas, eso si!… ganas de hacerse notar. Nada de lo pasado ha sido vivido en vano, todo vale la pena, incluso cuando resulta malo.

Varias veces te me has acercado, nada en especial. Hablemos un rato del pasado y quizás remueva algunos sentimientos, abra algunos cajones olvidados y hasta encuentre explicaciones para cierto comportamientos. Miremos hacia atrás, mejor sólo contemplemos desde acá y escojamos la parte que vamos a meditar esta vez. Será dolor? será alegría? será un poco de ambos?… quizás será el resumen de lo bueno y lo malo que nos atañe.

Del pasado al presente hay una brecha que separa lo que somos de lo que solíamos ser y eso, eso! también hay que tenerlo presente, nada de lo vivido volverá por mas nostalgia que nos cause, por mas ganas de traerlo todo de vuelta. Quizás ya sea hora para comenzar a construir las nuevas bases de lo que será nuestro pasado actualizado…

¿Cómo quieres mirar al pasado el próximo año?