jueves, 29 de diciembre de 2005

Llueve sobre Mojado

¡ Qué día ese día!... No amanecí con muchas ganas de salir
No tenia muchas ganas de dejar mi preciada cama, por acostarme un poco temprano para ese dia y bastante tarde del día anterior, sin embargo ya me había comprometido y me estaba levantando demasiado tarde para llegar a tiempo .

A veces uno se mueve a hacer las cosas por adquirir compromisos con los demás,
es como cuando Odias una materia , pero elijes un grupo de estudio y quedas de
ir a estudiar tal día a tal hora, terminas estudiando, porque tenias el
compromiso, mas no porque de verdad quisieras hacerlo.. Particularmente a mí
nunca me ha servido eso de estudiar mucho mas la materia que no me gusta
que las demás, sinceramente si no me gusta, no hay nada que me motive a abrir un
libro sobre eso.


En fin, llegué lo suficientemente tarde como para que todo el mundo anduviera de malas conmigo, pero ya creo que eso es algo a lo que me estoy acostumbrando, sino no me hubiese pasado toda una noche peleando contigo, entre otras cosas. Además una llovizna comenzaba a darme la bienvenida también, excelente complemento !!!... Caminamos Rápido al metro y al salir ya lloviznaba un poquito mas, pero en vista del retraso a nadie le importó mojarse (ya que oportunamente nadie cargaba un paraguas... Recomiendo que nunca le presten su paraguas a nadie que no se vaya a interesar por devolverselo, asi lo pierda ), menos a mi podría importarme, llegamos a donde debíamos llegar y la supuesta primera parada de mi día, al salir, ya no era tan llovizna, digamos que una lluviecita era lo que acompañaba nuestro camino para aprovechar de lavarme los pies muchas veces ( que broma! con que a una se le ocurra ponerse sandalias en el momento menos apropiado) y cambiar la tonalidad de mi Jean.

La segunda parada fué un poco más cálida y relajada, hasta que tuvimos que ir en busca del remedio agotado! por lo que nuevamente tuvimos que mojarnos y disfrutar de la maravillosa moda que acatan las mujeres venezolanas (sobre todo) cuando la lluvia está a la orden del día, mujeres con bolsas en la cabeza iban y venían, incluso nos encontramos con aquellas que no perdían la coquetería y aprovechaban de sujetarse el improvisado sombrero impermeable con ganchitos de mariposa , otras que incluso tenían bolsas que combinaban con su vestimenta

Imaginate la escena:

- Sr, me podría dar una bolsa extra .... es que con esta lluvia repentina!... y acabo de salir de la Peluqueria.
- Por supuesto, tenga !
- Ay!.. no tendra una blanquita o naranja que combine con mi ropa?
- Uh..¿?.... déjeme ver. Aquí tengo una de rayas blancas y naranja.
- Ahhh! esa es perfecta!.. muchisimas Gracias !


................................................................

Ya estoy delirando.- ha de ser la fiebre, je - ..... para cerrar con broche de Oro, me engripé ...
ahora busco un Enfermero, que logre curarme para año nuevo!

2 Se Liberaron:

El Zord dijo...

Con respecto a lo de estudiar la materia que no te motiva, opino lo mismo que tú. Cuando hay una materia que en ralidad no me gusta para nada, tengo echaaaarle para poder medio entender algo.
Lo de las bolsas está muy bueno jajaja. Seguramente los chinos inventaran algo de eso pronto...
Espero que te mejores para Fin de Año.

Psique dijo...

Gracias Zord! yo espero lo mismo, ya estoy en proceso !